Sánchez y Rivera mejoran “su mejor alterativa” ante unas nuevas elecciones

Teoría de la negociación en el proceso de  investidura

 

Bajo estos conceptos, la sensación que tengo es que desde el 20 de diciembre hasta hoy, Sánchez y Rivera han mejorado sustancialmente sus mejores alternativas fuera de la mesa de negociación. Por el contrario, Rajoy e Iglesias las han empeorado de manera proporcional.

Uno de los elementos esenciales que todo negociador debe tener claro antes de sentarse en la mesa es entender el concepto BATNA (Best Alternative to a Negociated Agreement) que fue definido por Fisher y Ury en el desarrollo de una metodología de negociación que terminaría denominándose el Método Harvard.

El BATNA es la mejor alternativa a un acuerdo negociado, es decir la mejor alterativa que un negociador tiene si abandona la mesa de negociación. Por eso es fundamental tener claro tu propio BATNA antes de sentarte a negociar. También es fundamental intentar averiguar cuál es el BATNA de la otra parte. Este conocimiento será útil para saber si el proceso de negociación va por buen o mal camino, en base a opciones alternativas reales y no en base a opciones prefijadas o excesos de optimismo.

Pero lo más interesante es que, antes de sentarse a negociar o durante el propio proceso de negociación, el desafío es intentar mejorar tu propio BATNA e intentar deteriorar el de la otra parte. De esta manera, la foto final puede diferir sustancialmente de la foto inicial.

Pacto

Bajo estos conceptos, la sensación que tengo es que desde el 20 de diciembre hasta hoy, Sánchez y Rivera han mejorado sustancialmente sus mejores alternativas fuera de la mesa de negociación. Por el contrario, Rajoy e Iglesias las han empeorado de manera proporcional. Esto es así, puesto que entre los tándem PP-Ciudadanos y PSOE-PODEMOS se tiende a producir fundamentalmente un juego de suma cero, donde lo que uno gana en votos, parece que lo pierde el otro.

El día después de las elecciones, la mejor alternativa que manejaba Rajoy al acuerdo que proponía a tres bandas con PSOE y Ciudadanos era la repetición de las elecciones. En unas nuevas elecciones, esperaba desgastar al partido de Rivera: por un  lado, con la presión financiera que significaría para un partido pequeño y nuevo financiar una nueva campaña; y, por otro lado, volcando la campaña electoral en el mensaje de concentrar el voto útil en Rajoy, frente el voto estéril a Rivera. De la mima manera, Rajoy pretendería desgastar a Sánchez en una nueva convocatoria electoral a través de las tensiones que provocaría en Ferraz un proceso negociador con lo que denominarían la izquierda radical y los separatistas, o en su defecto, con la incapacidad para generar una mayoría alternativa.

En la misma línea, el 20-D Pablo Iglesias también estaba contento con su BATNA post-electoral. La lectura que realizaba era que su mejor alternativa a un pacto con el PSOE eran unas nuevas elecciones, en las que continuaría la remontada en votos lograda durante la campaña electoral. De hecho, esperaba acentuar dicha remontada a costa de un PSOE al que acusarían de no desbancar a Rajoy cuando ha tenido la ocasión.

Por el contrario, tanto Rivera como Sánchez tenían como alternativas, por un lado, pactar con un Rajoy al que, cuanto menos, no lo ven como la persona adecuada para regenerar la vida democrática; o por otro lado, pactar con Iglesias al que no lo ven como la persona adecuada para garantizar la estabilidad económica y la unidad de España. La tercera alternativa para ambos era enfrentarse a unas nuevas elecciones, en las que  -sobre el papel- tendrían más que perder, que ganar. Y , precisamente, esa es la baza que jugaba y juega Rajoy para sostener que al final pactarán con él.

Sin embargo, el escenario se ha modificado sustancialmente durante estos dos meses largos gracias a la habilidad de Sánchez y Rivera para mejorar su BATNA y deteriorar el de sus dos adversarios políticos. Es más, diría que Sánchez y Rivera han creado un nuevo escenario o  tablero de negociación, en el que además han incluido la variable de crear valor con el pacto. La variable crear valor es uno de los elementos que demuestran clave numerosos autores como Bazerman, Malhotra o Ertel de HBS en sus investigaciones.

Rivera ha logrado pasar de un escenario en el que una nueva convocatoria de elecciones previsiblemente sería un fiasco para su formación (bajo la premisa de que el voto a Ciudadanos habría sido estéril), a un nuevo escenario en el que él mismo y su partido se han situado como la pieza clave para lograr una reforma constitucional que permita mejorar la calidad democrática de manera compatible con la estabilidad económica y con la unidad de España. Ha conseguido mostrarse capaz de negociar desde el centro, y convertirse en el moderador de la vida política española. Actualmente, Ciudadanos puede pactar a su izquierda, a su derecha, con ambos o acudir a nuevas elecciones con mejores  perspectivas electorales de las que tenía (principalmente a costa del PP).

Por su parte, Sánchez también ha creado un nuevo escenario que le sitúa en una situación mucho mejor a la inicial. Ha gestionado la iniciativa que Rajoy le ha cedido, mejorando su liderazgo interno en el partido, y proponiendo un acuerdo con Ciudadanos que previsiblemente no es criticable para sus bases ni para sus barones. A su vez, este pacto se lo puede abrir y ofrecer a PODEMOS, de tal manera que si Iglesias no lo acepta, el reproche de no desbancar a Rajoy cuando ha habido ocasión cambia de dirección y va del PSOE hacia PODEMOS en sustitución de PODEMOS hacia el PSOE, tal y como era inicialmente. Desde un punto de vista táctico, abrir dos mesas de negociación en paralelo ha permitido a Sánchez mejorar sustancialmente su BATNA en ambas mesas. Y también le ha permitido mejorar su mejor alternativa a un acuerdo negociado puesto que sus nuevas perspectivas electorales han mejorado las que tenía (principalmente a costa de PODEMOS).

winwinwinEn resumen, podríamos decir que tanto PSOE como Ciudadanos han afrontado una negociación colaborativa (ambos ganan) frente a la negociación competitiva que les proponían desde el PP y PODEMOS. Además, han dotado a esa negociación colaborativa no solamente de un modelo win-win para ellos dos, sino que también han incluido un tercer ganar para el conjunto de la sociedad (win-win-win), la cual ve con buenos ojos garantizar la unidad, la estabilidad económica, mejorar la calidad democrática de España, reducir el tamaño de la Administración Pública y proponer una emoción positiva a la sociedad española (mensaje de ilusión de Ciudadanos).

Este mensaje con una emoción positiva es una propuesta inteligente frente al mensaje basado en la emoción del miedo que propugna el PP, o el mensaje basado en la emoción asociada a la revolución que propugna PODEMOS. En definitiva, han planteado una negociación colaborativa con una propuesta de creación de valor para la sociedad.

El juego no ha terminado. Sánchez y Rivera han mejorado su mejor alternativa a un proceso negociado, pero no quiere decir que esta nueva alternativa sea ganadora. Quedan dos meses en los que tienen que hacer valer su nueva posición en el tablero negociador. De la misma manera, también queda terreno para la reacción en el Partido Popular, en donde parece que sería inteligente transitar de las posiciones a los intereses; es decir transitar del Rajoy presidente, a un Partido Popular involucrado en la gobernabilidad de España. Tampoco es descartable que Rajoy haga valer su punto fuerte:  sin él, antes y después de unas nuevas elecciones, no hay gobierno estable ni reforma constitucional.

En cualquier caso, sabemos gracias a Aristóteles y Churchill que la política es el arte de lo posible, y para lograrlo hay que intentar lo imposible. Creo que es justo concluir que Rivera y Sánchez lo están intentando en base a una propuesta de creación de valor, que en el peor de los casos mejorará su mejor alternativa fuera de la mesa de negociación; es decir, mejorará sus expectativas ante una nueva convocatoria electoral.

Enrique Martínez Cantero
Presidente y fundador de Government Performance Group

Anuncios

Si las AA.PP. no cumplen sus obligaciones contractuales y no funciona el Derecho Administrativo ¿en qué se convierten?

 «Si de los Gobiernos quitamos la justicia, ¿en qué se convierten sino en bandas de ladrones a gran escala? Y estas bandas, ¿qué son sino reinos en pequeño? Son un grupo de hombres, se rigen por un jefe, se comprometen en pacto mutuo, reparten el botín según la ley por ellos aceptada. Supongamos que esta cuadrilla se le van sumando nuevos grupos de bandidos y llega a crecer hasta ocupar posiciones, establecer cuarteles, tomar ciudades y someter pueblos: abiertamente se autodenomina reino, título que a todas luces le confiere no la ambición depuesta, sino la impunidad lograda.
Con toda finura y profundidad le respondió al célebre Alejandro Magno un pirata caído prisionero. El rey en persona le preguntó: “¿Qué te parece tener el mar sometido al pillaje?”. “Lo mismo que a ti -respondió- el tener el mundo entero. Sólo que a mí, como trabajo con una ruin galera, me llaman bandido, y a ti, por hacerlo con toda una flota, te llaman emperador”.» San Agustín en La Ciudad de Dios, IV, 4

La crisis (III). Una mala elección estratégica: Orientar los recursos a jóvenes y pymes

En La Crisis (II)  hablaba de un presupuesto federal europeo como posible esquema de soluciones para algunos de nuestros problemas. Pero como ejemplo de todo lo que habría que cambiar para que realmente un presupuesto comunitario aportara soluciones quiero actualizar el post sobre quién gana y quién pierde con la decisión del Consejo sobre los remanentes de los Fondos Estructurales, los cuáles son por ahora lo más parecido a un presupuesto federal que tenemos.

  • En primer lugar, afirmar que aquella decisión del Consejo no incrementó el volumen total del Presupuesto Comunitario; tampoco incrementó el volumen de Fondos Estructurales a los países que, como España, tenemos un mayor problema de desempleo y, en concreto, juvenil; ni tan siquiera permitió recuperar Fondos perdidos en anualidades anteriores. Por tanto, resaltar que lo que se ha producido tras una serie de contactos Comisión-Gobierno de España es una reorientación de los recursos que ya estaban asignados a España desde unos gestores a otros (en concreto los recursos previstos para los años 2012 y 2013). Es decir, un juego de suma cero.
  • En segundo lugar, opinar que los criterios para realizar dichas modificaciones en el caso del Fondo Social Europeo han respondido de manera prioritaria al tamaño y capacidad de negociación del gestor por encima de otros criterios basados en el rendimiento. Fundamentalmente ha primado el quién sobre el qué, tal y como es habitual en las prácticas presupuestarias de nuestras administraciones donde el presupuesto orienta a la estrategia, al contrario de lo que sería deseable y razonable.
  • En tercer lugar, opinar y argumentar que el resultado no será eficaz; que la elección de los objetivos no ha sido correcta porque se ha confundido la meta con los instrumentos, la enfermedad con los síntomas o incluso me atrevería a decir que nos están ofreciendo el tratamiento de otros cuando nuestro diagnóstico es diferente.

A continuación paso a exponer los motivos que me hacen pensar que la elección de políticas basadas en ayudas directas a favor de las pymes y a favor de la población jóven desempleada no resultarán eficientes (y soy consciente de lo controvertida que resulta dicha opinión y, por tanto, estaré encantado de contrastarla y conocer otras opiniones).

Comenzando con las políticas a favor de las pymes y los autónomos lo primero que cabe preguntarse es ¿Cuánto dinero público se ha destinado a este objetivo en los últimos 25 años? ¿Conocen algún programa o gobierno que no haya gastado en esta materia? ¿Cuáles han sido los resultados? Indudablemente hace falta una buena evaluación de rendimiento en esta materia.

A continuación,  poner de relieve que es un hecho estadístico que España junto con los otros tres países mediterráneos somos los champions de la pyme  y, muy en especial, de la micropyme (menos de 10 empleados) y de los autónomos. Por tanto ¿esto es un síntoma o es la enfermedad?  ¿Debemos con el dinero público cambiar esa radiografía comparativa o por el contario fomentarla?

En este sentido, es una evidencia empírica que, en cualquier territorio económico, las empresas más grandes son más competitivas. Y evidentemente esto está relacionado con su mayor capacidad de innovación y de internacionalización.

Asimismo, diferentes estudios demuestran que la productividad de la pyme española es similar a la de otras economías más competitivas; e igualmente la productividad de las grandes empresas españolas es similar a la de este tipo de empresas en otras economías. Entonces ¿Cuál es la diferencia? La diferencia está en la composición: tenemos más empresas pequeñas que otros y menos empresas grandes; e insisto en que las empresas más grandes son más productivas y competitivas que las más pequeñas.

Por tanto, destinar más recursos a generar nuevas pymes, de las cuáles la mayoría serán de carácter autónomo, es agudizar el problema. Mi propuesta es estudiar en detalle las razones por las cuales las empresas pequeñas españolas no crecen; y después programar recursos a combatir esos problemas. Muchas  de las razones estarán relacionadas con el acceso a la financiación, otras con las barreras burocráticas, y otras muchas serán razones emocionales y particularmente de competencias directivas de las personas.

Unido a este último punto están las políticas activas de empleo, sobre las cuáles se ha decidido reorientar sus recursos a combatir el desempleo juvenil. Es cierto que tasas de desempleo juveniles superiores al 50% son alarmantes y es una meta solucionarlas. Pero de nuevo: ¿es la meta o es el instrumento?

La semana pasada celebramos el quinto plenario de la Red de Igualdad de Oportunidades en los Fondos Estructurales lo que me dio la oportunidad de comer con varias personas gestoras de diferentes servicios públicos de empleo regionales; y les pregunte sobre este asunto. La respuesta fue que para qué quieren jóvenes en paro con más formación si no hay empresas que los contraten. De hecho, no hay que olvidar que también estamos entre los champions en población joven universitaria y, a pesar de ello, tenemos la mayor tasa de desempleo juvenil y de subempleo de Europa.

Por último, una licencia futbolística: ¿Por sacar más delanteros se marcan más goles? ¿O es necesario diseñar una estrategia de creación de juego?

Enrique Martínez Cantero
Experto en estrategia y gestión pública por el IESE
CEO en Red2Red Consultores

¡Hay orientación estratégica!: Es mi balance positivo de los 100 días de gobierno en una semana de desaliento.

¡Hay orientación estratégica!: Es mi balance positivo de los 100 días de gobierno en una semana de desaliento.

Esta semana han ido aconteciendo una serie de hechos que me han producido un cambio de ánimo desde la sensación inicial de que las reformas estaban orientando nuestra economía hacia una recuperación dentro de tres trimestres, hacia una sensación de que las reformas no cambian la realidad y son mal recibidas. El más simbólico de estos hechos es el resultado de las elecciones en Andalucía, el más mediático la Huelga General y el más importante las advertencias Europeas (y de algunos expertos españoles) de que la reforma del sistema financiero no es suficiente.

El estado de ánimo vuelve a cambiar de una manera fácil, con alguna noticia positiva o algún nuevo impulso desde el Consejo de Ministros … o se vuelve a hundir con nuevas noticias negativas. Es decir, es voluble y sólo relativamente importante. Por tanto, a continuación intento poner algunas evidencias para superar los estados de ánimos (sean los que sean) y analizar lo acontecido.

Mi principal valoración positiva es que existe un objetivo implícito y una gran coherencia en lograrlo (ver tabla). El objetivo es devolver a la sociedad civil y a la iniciativa privada más protagonismo en la gestión de la economía. Hablo de implícito porque no está formalmente anunciado; Hablo de sociedad civil más que de sector privado porque la Banca o el Sector Eléctrico no están entre los beneficiados por estas medidas; Y hablo de gran coherencia y no plena coherencia porque no consigo encajar la subida del IRPF en ninguna de las dimensiones estratégicas que orientan las actuaciones (aunque sí en una necesidad de cumplir con el objetivo de déficit rápidamente sin encontrar o querer abordar otras vías).

Dichas dimensiones estratégicas están orientadas, en primer lugar, a dar liquidez para la iniciativa privada (en los últimos años sólo ha crecido el crédito al sector público) y a liberar recursos acopiados por el Sector Público para que puedan ser utilizados por el privado.

En segundo lugar a otorgar seguridad jurídica a la empresa privada y muy en especial a aquella que depende del Sector Público. Bien porque vende a las Administraciones Públicas o bien porque su actividad es regulada por el Gobierno. También en otorgar seguridad y reputación a unas administraciones que pueden y deben funcionar bien.

En tercer lugar a facilitar la organización de la producción a la dirección de las empresas dándoles más poder de negociación y apoyando el acceso a los mercados exteriores con una clara orientación a este objetivo de la capacidad institucional pública.

Considero que puede ser objeto de discusión la pertinencia de este objetivo; sin duda tiene un componente ideológico o filosófico que en mi opinión es el fondo de la convocatoria de la huelga de hoy. También son discutibles y criticables algunas de las actuaciones y más aún algunos de los puntos concretos de las mismas (en particular, en el caso de la reforma laboral).

Pero quiero destacar que conviene ver con perspectiva global que es una orientación estratégica clara. Y que por tanto, aunque el grado de perfección en la concreción o aplicación de las actuaciones no alcance el 100% en todos los casos (o en ninguno), el grado de éxito de cada una de ellas se moverá en el mismo sentido y, por tanto, moverán a nuestra economía hacia un punto diferente y deseado por las reformas. No obstante, esto no es óbice para mejorarlas en la medida que se sepa cómo; y tampoco pretendo con ello convencer a aquellos que consideran inadecuado el objetivo final.

Dimensiones estratégicas Actuaciones

Dimensión Financiera. Proveer liquidez

Pagoa proveedores

Nueva aportación al ICO

Condicionalidad de incremento liquidez a las Pymes para acceder la ayuda pública en las   medidas de Saneamiento Financiero

Dimensión Financiera. Desmontar el efecto crowding out (o efecto desplazamiento de la   inversión privada a la pública)

Consolidación Fiscal y Acuerdo de No Disponibilidad Presupuestaria

Reducción subvenciones a Partidos Políticos y Agentes Sociales

Redimensionamiento del Sector Público Empresarial y Fundacional

Ley de Estabilidad Presupuestaria

Dimensión de la Seguridad Jurídica de la Empresa y mejora de la Reputación de la Administración Pública

Reforma de los Organismos Supervisores

Redimensionamiento del Sector Público Empresarial y Fundacional

Pago a proveedores

Ley de Transparencia y penalización de la mala gestión pública

Dimensión de la organización de la producción y la iniciativa empresarial

Reforma   Laboral

Ley de Apoyo a Emprendedores

Reorientación de los Servicios Exteriores hacia la Marca España

Enrique Martínez Cantero
Experto en estrategia y gestión pública por el IESE
CEO en Red2Red Consultores

Nota: este post fue publicado originalmente en http://dl.dropbox.com/u/28167604/Hay%20orientaci%C3%B3n%20estrat%C3%A9gica.pdf

¿Quién gana y quién pierde en la decisión del Consejo sobre remanentes de #Fondos Europeos y lucha contra el #paro juvenil? ¿Por qué España pierde Fondos Europeos?

¿Quién gana y quién pierde en la decisión del Consejo sobre remanentes de #Fondos Europeos y lucha contra el #paro juvenil? ¿Por qué España pierde Fondos Europeos?

El anuncio de un nuevo año de recesión para la Unión Europea (en particular para España) ha generado la necesidad entre los líderes europeos de añadir a su agenda de ajuste presupuestario medidas que incentiven el crecimiento.

Una de las maneras de hacer compatibles los impulsos y el ajuste es reorientar gasto ya presupuestado sin que implique la movilización de nuevos recursos financieros. Y puesto que el contenido del crecimiento debe ser generar más empleo y en particular entre los jóvenes el destino de dicha reorientación está claro: políticas (activas) de empleo destinadas a los jóvenes. A esta orientación parece que se van a destinar los más de 80.000 millones de euros de los remanentes de los Fondos Estructurales (FEDER y FSE) y Fondo de Cohesión.

Pero cabe hacerse  la pregunta inversa: ¿de dónde se retirarán esos recursos que ya estaban presupuestados? La respuesta tiene buenas y malas noticias en función de quién la lea. Todo depende del origen de los recursos:

  • Por un lado, podemos estar hablando de recursos que se iban a perder por parte de los Estados Miembros  que reciben mas cantidad de Fondos (como España) y que en caso de no ejecución retornaría a los Estados Miembros que los aportan (como Alemania). Por tanto, estaríamos hablando de una buena noticia para España y de un acto de solidaridad por parte de Alemania.
  • Por otro lado, podemos estar hablando de decidir la suspensión de proyectos de infraestructuras de transportes, agua y medio ambiente; de programas de promoción económica y competitividad; y de políticas de inclusión social entre otras, para destinarlo a favorecer el empleo juvenil. En este caso, los ganadores y perdedores son evidentes, pero el saldo financiero para España sería el mismo.

Asumir que se pierden recursos procedentes de la Unión Europea es algo que cuesta entender por lo que voy a trazar algunas de las principales razones por las que esto ocurre:

  • Las Perspectivas Financieras que deciden el total de Fondos que le corresponden a cada Miembro se aprueban para 7 años (en este caso 2007-2013) junto con la senda financiera de ejecución y el destino del gasto tanto geo-económico como temático. En este sentido, la última negociación tenía parte de trampa en el caso de España: recibimos más cantidad de la que se esperaba (perdimos menos de lo que se creía respecto al 2000-2006) pero una gran parte se debía ejecutar en los primeros años, en las regiones menos desarrolladas y en el ámbito de las políticas más avanzadas como la innovación, la competitividad, o los compromisos medioambientales (la llamada Agenda de Lisboa). El resultado ha sido la dificultad o imposibilidad de ejecutarlas. Para que se entienda: más dinero pero para gastar en I+D en los primeros años y en Castilla-La Mancha; el resultado es el que se imagina.
  • Los proyectos a ejecutar están cofinanciados: es decir, parte lo pagan los Fondos Comunitarios (aproximadamente el 75% en las regiones más retrasadas y el 50% en las demás) y la otra parte las administraciones españolas (Gobierno de España y CC.AA. fundamentalmente). Las restricciones presupuestarias han hecho que en muchas ocasiones no se disponga de la parte nacional, por tanto los proyectos se retrasan y la financiación se termina perdiendo. Para aliviar someramente este problema la Comisión Europea ha ido permitiendo elevar en, hasta 10 puntos porcentuales, las tasas de cofinanciación de los Fondos. Es decir, para el mismo gasto total se incrementa lo que pone la Unión y se reduce lo que pone España.
  • La forma de ejecutar el gasto debe ser conforme a la Normativa Comunitaria y los Sistemas de Gestión deben ser aprobados por la propia Comisión Europea. La Comisión tardó mucho en (poder) aprobar nuestros Sistemas de Gestión por lo que los Programas se iniciaron con retraso. Asimismo las auditorías de cumplimiento de normativa siguen encontrando irregularidades (¡casi siempre de forma no de fondo!) que hacen que dichas operaciones de gasto no sean cofinanciables y por tanto se termine perdiendo la financiación comunitaria.

Evidentemente las preguntas que quedan en la mesa son: ¿Por qué se negoció por volumen en vez de por contenido? ¿Por qué se congelan partidas presupuestarias cofinanciadas en vez de otras que no lo son? ¿Por qué no nos esforzamos en cumplir con sistemas de gestión y tramitación administrativa conforme a lo que requiere la Comisión en vez de discutírselo?

Como estas preguntas son importantes de resolver ahora que ya se ha iniciado la negociación de futuro periodo 2014-2020 seguiremos hablando de ellas, pero de momento que sirvan como reflexión para entender mejor la decisión que el  Consejo de hoy tome sobre los remanentes de los Fondos y la lucha contra el paro juvenil.

Enrique Martínez Cantero

Experto en estrategia y gestión pública por el IESE
CEO en Red2Red Consultores

Nota: este post fue publicado originalmente en http://tl.gd/fknll0 ·

Los once deseos sobre #reformaadministraciónpública y #competitividad que le pido a Rajoy

Los once deseos sobre #reformaadministraciónpública y #competitividad que le pido a Rajoy. Uno por día hasta la investidura:

  1. Decida cuál es la misión de la Administración Pública en España. Especifique qué servicios quiere prestar y cuáles otros no. En definitiva, realice la Carta de Servicios del conjunto de nuestras administraciones.
  2. Realice una evaluación que le permita responder a: cuál es la dimensión y estructura real de las administraciones públicas y para-públicas en España; qué entes son los adecuados para la Misión definida; cómo repartir las competencias entre ellos con los principios de unidad de mercado y subsidiariedad presentes; cuáles deben desaparecer por no estar alineados con la Misión.
  3. Defina qué objetivos quiere para cada servicio público y para cada ente. Proponga indicadores y metas. Hágalos explícitos. Genere ilusión con ellos.
  4. Elija a los mejores profesionales para desarrollarlos y consiga de ellos su compromiso en cumplir los objetivos y en no buscar excusas.
  5. Creé una unidad de cumplimiento que informe del avance en cada uno de los objetivos: que realice un seguimiento público del rendimiento de cada servicio y una evaluacion de desempeño de sus altos cargos. Actúe en consecuencia con los resultados.
  6. Convierta a la Administración Pública en una persona jurídica igual ante la ley al resto de instituciones de la sociedad privada. Sitúe al funcionario como un servidor público y no como la autoridad sin límite frente al ciudadano. En definitiva, resucite el Derecho Administrativo y su aplicación efectiva.
  7. Rescate el 50% del ahorro de los españoles que está en las Cajas de Ahorros al servicio de intereses inconfesables y póngalo al servicio de la inversión productiva.
  8. Rescate a nuestra población universitaria de las manos de los jefes de las endogámicas tribus académicas y póngalos en manos de una Universidad al servicio de la sociedad .
  9. Ponga a competir a nuestro principal sector aplicando (de manera real) la Directiva Europea de Servicios, acabando con las barreras a la competencia que suponen los colegios profesiones y gremios sectoriales entre otros.
  10. Apueste por la empresa mediana y grande que puede internacionalizarse y por tanto favorecer la composición de nuestra Balanza de Pagos. Asigne éste objetivo al servicio diplomático español.
  11. Decida un mix energético que nos haga competitivos e invulnerables ante el exterior y aplíquelo (en ese orden y no en el contrario).

Enrique Martínez Cantero

Experto en estrategia y gestión pública por el IESE
CEO en Red2Red Consultores

Nota: este post fue publicado originalmente en: http://tl.gd/ej9qe5

A %d blogueros les gusta esto: